Testimonios Organizados

Hago la compra mensual de carne a través de Organizados porque me garantizaron que lo notaría en calidad y precio. Personalmente he experimentado el ahorro ¡Y la carne está buenísima!

— Lucia A. 37 años

Compras un filete en el supermercado, lo metes en la sartén y empieza a soltar agua hasta que el filete se te queda en nada. Se nota perfectamente la diferencia entre comer un filete cortado y envasado en el matadero y comer uno que ha sido manipulado durante el proceso de distribución

— Pedro V. 45 años

Las familias numerosas nos damos cuenta enseguida de que el mercado no nos tiene en cuenta, solo hace falta ir a un supermercado y ver cómo se multiplican los productos para solteros. Cuando hago la compra en el supermercado se me multiplican los paquetes del mismo producto, las unidades que se me ofrecen no recogen las cantidades que necesito. En el supermercado no hay paquetes a la medida de mi familia.

— Mari Carmen P. 41 años

Me parece una buena iniciativa que un porcentaje de mi compra vaya a parar a obras sociales. Creo que es importante que las empresas sean socialmente responsables y los proyectos que ha escogido Organizados sirven para apoyar a las familias… Me parece muy bien, me da confianza.

— Carlos M. 51 años

Las familias somos poco conscientes de cómo se encarece lo que compramos a lo largo del proceso de distribución. Y en la propia ideación de los productos, las marcas diseñan a su aire y los consumidores nos adaptamos a lo que nos ofrecen, cuando lo lógico es que sea al revés.